lunes, 14 de junio de 2010

Carta de amor
Cuando miro al mar , me siento tan pequeña como aquel velero , que navega sobre él empujado por el viento .
Y pienso si tú y yo no somos como él , navegando juntos por el mar de la vida .
Tú eres el mástil y yo la vela , si el mástil quebrara la vela no tendría agarre y él velero no podría navegar .
Por eso mi amor , no me faltes nunca , y sigamos navegando juntos por este mar de la vida , superando las tempestades , pues luego siempre llega la calma .
Nuestro velero es fuerte y no debe hundirse jamás .